(+) Última novedad de los BRICS: yuan, oro y petróleo se imponen al dólar

Pekín está preparado para lanzar contratos de futuros de petróleo en yuanes con su posible conversión en oro. Varios expertos consideran que esta medida del país asiático puede cambiar de forma radical las reglas de juego en el mercado petrolero, dado que permitirá a los exportadores de materias primas evitar el uso del dólar.

Si se toma en consideración el hecho de que China es el mayor importador de petróleo en el mundo, los contratos de futuros en yuanes tienen todas las probabilidades de convertirse en el nuevo patrón para los 'traders'.

Un contrato de futuros es un acuerdo que obliga a las partes a comprar o vender un activo por un precio fijo y para ser entregado en un plazo futuro determinado de antemano. 

Cabe destacar que actualmente solo los contratos de WTI y Brent se comercializan en el mercado mundial de futuros y ambos están valorados en dólares.

La aparición de un nuevo contrato de futuros en yuanes permitirá a los exportadores como Rusia e Irán evitar el uso del dólar. Los compradores podrán pagar por su petróleo con yuanes u oro tras convertir yuanes en onzas del metal precioso.

De acuerdo con el portal ruso Vesti Finance, muchos expertos, entre ellos norteamericanos, reconocen que ahora las reglas de juego en el mercado energético global pueden estar a punto de cambiar.

Con esta innovación, China está buscando disminuir el dominio del dólar en los mercados de materias primas. El nuevo tipo de contrato de futuro es de gran interés para los países contra los que EEUU aplica una política exterior muy agresiva. Entre estos países se destacan Venezuela, Irán, Catar y otros. 

 

Última novedad de los BRICS: yuan, oro y petróleo se imponen al dólar

https://cdnmundo1.img.sputniknews.com/images/107215/04/1072150468.jpg

La cumbre anual de los BRICS, que esta vez se lleva a cabo en Xiamen (China), "no podría haber ocurrido en una situación geopolítica más tensa", dijo Pepe Escobar, comentarista de Asia Times.

El autor del artículo recuerda que el núcleo fuerte de los BRICS lo componen Rusia y China, y el problema global que ocupa el primer puesto de sus preocupaciones actualmente es la crisis con Corea del Norte, con quien comparten frontera.

Como indica el periodista, Pyongyang empezó a realizar sus pruebas nucleares solo tres días después de que aviones y bombarderos norteamericanos y japoneses pasaran volando por al lado. Y estaba claro que el país juche no se iba a quedar cruzado de brazos ante esto. La única solución sensata a la crisis es la que proponen Pekín y Moscú, que consiste en cesar paralelamente la actividad militar de EEUU, Japón y Corea del Sur y los programas nucleares de Corea del Norte, destaca el autor.

Por otro lado, a los BRICS no les faltan problemas que resolver entre ellos, como es el caso del inconformismo de Delhi, especialmente con Pekín —con quien tiene asuntos pendientes que resolver en la frontera común en el Himalaya-, así como el problema de Pakistán, a quien el primer ministro indio, Narendra Modi, pretende declarar "Estado terrorista". A eso hay que añadir los planes de Nueva Delhi y Tokio, que sueñan con su propia alternativa a la Nueva Ruta de la Seda, comenta Escobar.

Todo esto no es óbice para que "los BRICS ya representen un 'obstáculo significativo' para la existencia de un orden mundial unipolar", argumenta el columnista. Tanto más cuanto que ahora muestran claramente una actitud de expansión, al anunciar su intención de diálogo con México, Egipto, Tailandia, Nueva Guinea y Tayikistán, lo que sería el comienzo de un 'BRICS Plus'.

Llegados a este punto, el presidente de Rusia, Vladímir Putin, hace hincapié en un mundo multipolar honesto y critica el proteccionismo y las nuevas barreras para el comercio internacional. Y en ese mundo multipolar, el conflicto en Siria se va resolviendo en gran parte gracias a Rusia. Son Moscú y Pekín los que proponen una "decisión sensata" para la crisis norcoreana y para los problemas de Afganistán, de los cuales debería ocuparse Asia y no Occidente, opina.

La conclusión definitiva es la siguiente: "Estamos dispuestos a seguir promoviendo reformas en el ámbito de la regulación financiera internacional, para ayudar a superar el predominio excesivo de un número limitado de monedas de reserva", declaró Vladímir Putin.

Estas declaraciones son una forma de expresar lo que los países BRICS han estado barajando desde hace varios años eludir el dólar estadounidense y el petrodólar, indica Pepe Escobar.

Si China consigue lanzar su contrato de futuros de petróleo en yuanes, que, entre otras cosas, pueden convertirse en oro, significaría que Rusia, así como Irán, podrían realizar las operaciones de comercio de recursos energéticos en su propia moneda o en yuanes. "La nueva tríada de petróleo, yuan y oro" es beneficiosa para todo el mundo, y lo más importante es que conseguirían eludir el dólar.

Según Pepe Escobar, estos planes económicos tan ambiciosos a largo plazo, definitivamente no serán del agrado de muchos en Washington.

Fuente: Sputnik News

Frases


"Nunca pensé que poner un plato de comida en la mesa de un pobre generaría tanto odio de una élite que se harta de tirar comida a la basura todos los dias"

Lula Da Silva

Correos del Sur Nº38