El presidente estadounidense, después de apostar a varias jugadas fallidas en Asia, Medio Oriente y América Latina, está en una encrucijada. Como buen empresario debería saber que su mejor movimiento es retroceder a tiempo, pero cegado por la arrogancia y los «malos consejos» se empecina en entrar cada vez más dentro del laberinto.

EEUU es una auténtica bestia que se hace cada vez más peligrosa al no recibir la suficiente resistencia su política internacional agresiva. Quienes están callados o hasta favorables ante sus barbaridades hacia países como Venezuela, Cuba o Nicaragua deben darse cuenta de que mañana las campanas van a doblar por ellos.

El pasado viernes 5 de abril el gobierno de los Estados Unidos aplicó medidas coercitivas a embarcaciones y empresas que trabajan para PDVSA por "exportar petróleo a Cuba", según informó su vicepresidente Mike Pence.

 

Por su parte, el jefe del Comando Sur de del Departamento de Defensa de EE.UU. afirmó este jueves que cuando fuera invitado por Juan Guaidó, hablarían sobre su "apoyo" a aquellos líderes del Ejército venezolano "que tomen la decisión correcta".

 

“Tuvimos que enfrentar una provocación de un buque Guardacosta de los Estados Unidos navegando en la zona contigua acercándose apenas a una milla de nuestro mar territorial”, dijo el vicepresidente este sábado durante la ceremonia de zarpe del buque escuela Simón Bolívar, desde el estado Vargas.

Frases

"Creo en los poderes creadores del pueblo"
          Aquiles Nazoa

ATLAS HISTÓRICO DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE

 

Correos del Sur Nº99

 

Descargar

 

 Cuadernos para la Emancipación  Número Especial  1. Junio 2018.

 

Descargar