Mares de gente. Eso fue lo que se movilizó este fin de semana en Managua y en León en apoyo al Gobierno sandinista. Este fin de semana tuvimos la oportunidad de asistir a dos manifestaciones de compromiso revolucionario, de organización, de apoyo masivo al Frente Sandinista de Liberación Nacional.


La conmemoración el sábado del Repliegue Táctico de Managua a Masaya, una gigantesca caravana de 30 kilómetros acompañada por miles y miles de personas a pie fue tal que muchos se tuvieron que regresar unos 10 kilómetros antes de llegar al destino porque no había manera de entrar a la ciudad de las flores ya que el tráfico estaba totalmente congestionado.

Decían que la ciudad de Masaya el año pasado estuvo insurreccionada contra el Gobierno sandinista: ¿De donde salieron los casi 30 mil sandinistas que participaron en El Repliegue y que eran la meta de la ciudad? ¿Cómo se monta una insurrección contra tantos miles de "agentes del régimen", "empleados públicos" y hasta "ciudadanos obligados". ¿Cómo se "obliga" a tanta gente a marchar? En total deben haber participado más de 70 mil personas este sábado en El Repliegue.

Si vamos a León, donde el domingo se conmemoró el 40 aniversario de la toma del Fortín de Acosasco, uno de los últimos reductos de la dictadura somocista y la acción que marcó la liberación definitiva de la primera capital de la Revolución, estuvimos en el corazón del barrio indígena de Subtiava con las familias del sandinismo histórico.

Como Monimbó en Masaya, también ahí el año pasado decían que la población se había "insurreccionado" contra el sandinismo. La mentira del "golpe suave" ha sido puesta de manifiesto en toda su miseria.

Más de 15 mil leoneses marcharon varios kilómetros en apoyo a la Revolución Sandinista y jurando que los golpistas el año pasado "no pudieron, ni podrán", jamás, escamotearle al pueblo la libertad y la paz ganadas a costa de tanta sangre y sacrificios. Y eso fue en León, porque en La Paz Centro se realizó una gran marcha local a la memoria de los Héroes y Mártires de Pancorva donde miembros del Frente Occidental del FSLN libraron un combate decisivo contra la Guardia Nacional de Somoza.

Conmemoración de la gesta de los
Héroes y Mártires de La Pancorva
en La Paz Centro, León.
(Foto: El 19 Digital)


En realidad, el sandinismo está más unido que nunca, consciente a todos los niveles de que la tarea de defender la paz y la libertad es de todos y todas, de todas las generaciones y de todas las regiones. El pueblo sandinista, y el pueblo de Nicaragua, están vacunados contra el golpe.

La derecha golpista, con sus sectores empeñados en desconocer su derrota y empecinados en seguir desestabilizando, marcha hacia su irrelevancia total y se está ganando el desprecio del pueblo. Algunos sectores sociales, los que diariamente consumen el veneno mediático de La Prensa, El Nuevo Diario, la Radio Corporación, Confidencial, la CNN y las redes sociales tóxicas, viven en una realidad paralela en un triste desarraigo del mundo que los rodea.

El de esos sectores está siendo un amargo despertar, y hay que comprender que cuesta mucho para el ego asumir que se optó por una opción derrotada y además errada, y que se apoyó y se justificó la ejecución de crímenes horribles, en nombre de esa causa. Estos sectores tendrán que reconciliarse con lo que hicieron para poder reconciliarse con el resto de la sociedad. Un proceso largo y amargo.

Las inmensas manifestaciones de este fin de semana fueron solo la antesala de lo que vendrá el 19 de julio. Ya sea con un solo acto central en Managua o con actos en todos los departamentos del país, la demostración de fuerza de la Revolución Popular Sandinista y del Frente Sandinista de Liberación Nacional será enorme, la más grande de la historia.

 

          

Fuente: Comentarios desde Managua

Frases

"Creo en los poderes creadores del pueblo"
          Aquiles Nazoa

ATLAS HISTÓRICO DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE

 

Correos del Sur Nº101

 

Descargar

 

 Cuadernos para la Emancipación  Número Especial  2. Julio 2019.

 

Descargar