(+) Nicaragua 9 de mayo: la derecha perdió la calle y lo sabe

Miles de personas clamaron hoy por el diálogo y la paz en Nicaragua, en una concentración que constituyó también un acto de reafirmación y apoyo al gobierno de Daniel Ortega, ante los intentos desestabilizadores de la ultraderecha.

Reunidos en la emblemática avenida De Bolívar a Chávez, los presentes rechazaron la violencia y las agresiones que grupos vandálicos vienen cometiendo en las últimas semanas, pese a los constante llamados a un diálogo nacional que devuelva la estabilidad y la tranquilidad al país.

Cantos y música alegórica a la paz animaron el evento, mientras un mar de banderas azul y blanca (enseña nacional) y rojinegras del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) eran ondeadas por la multitud.

Allí el secretario general del Frente Nacional de Trabajadores, Gustavo Porras, afirmó que las familias nicaragüenses están defendiendo la paz porque desean seguir con el desarrollo y progreso que tienen con el FSLN.

"Queremos la paz, queremos la paz", expresó el también presidente de la Asamblea General, quien resaltó los logros de las políticas sociales y económicas impulsadas por el gobierno sandinista.

Por otra parte, a pocos kilómetros de esta concentración tenía lugar una supuesta marcha pacífica precisamente en contra de esos cambios, que terminó en actos vandálicos y enfrentamientos, desoyendo así los constantes llamados a la paz de la mayoría de los nicaragüenses.

Bajo el lema de "Por la justicia y la democratización", los manifestantes salieron desde los alrededores de la Catedral de Managua y finalizaron su recorrido en la rotonda Cristo Rey.

Sin embargo, hacia el final de la demostración varios de los luminosos árboles de la vida, emblemáticos símbolos de la capital, fueron incendiados por promotores de la violencia, según pudo constatar Prensa Latina.

Asimismo, en el lugar de los hechos personas con el rostro cubierto portaban de manera visible armas artesanales y fierros, en una actitud de confrontación.

A su vez, en las inmediaciones de la rotonda Cristo Rey un bus del servicio urbano colectivo fue agredido con piedras, provocando así el pánico entre los pasajeros, entre los que se encontraban mujeres, personas mayores y niños.

 

Nicaragua 9 de mayo - la derecha perdió la calle y lo sabe

La derecha perdió la calle y lo sabe. Solo el Frente en Managua movilizó mucha más gente que ellos, tomando en cuenta que movilizaron gente de todo el país. Además el Frente hizo manifestaciones grandes en todas las ciudades importantes. Como respuesta, en estos momentos están llevando a cabo una orgía de violencia Managua. Eso es prueba de la derrota política de los derechistas y sus grupos vandálicos.

Quemaron varios árboles de la vida en la Carretera Norte, están atacando el Distrito VI del FSLN y la Alcaldía de Managua y ya van cuatro policías heridos de bala. Atacan transeúntes y hasta ambulancias.

En la manifestación del FSLN (un festival musical por la paz) deben haber habido entre 30 y 40 mil personas. De la rotonda de Bolívar a Chávez al monumento al Guerrillero Heroico es un kilómetro full de gente. La Avenida tiene 30 metros de ancho. Con una persona por metro cuadrado más o menos da de 30 mil para arriba, considerando además que alrededor de la rotonda cabe más gente. Si eso fue así, entonces la marcha de la derecha no debe haber movilizado más de 15, a lo sumo 20 mil personas. (ver archivo adjunto con fotos aéreas de las dos manifestaciones. En el lugar de la marcha de la derecha, el Frente el lunes pasado llenó totalmente el lugar y varias cuadras más hacia el sur).

En la manifestación del Frente pude hablar con un compañero secretario político de una institución del Estado, que me contó que ha habido una gran unidad entre la gente. Me dijo que lo primero que se hizo fue llamar a muchos miembros viejos, con experiencia, que habían sido apartados, e irse a los barrios a hacer trabajo político.

Pude hablar con otro compañero que es dirigente del sector universitario y me dijo que si la derecha sigue con la violencia ganamos nosotros (en la medida en que sepamos hacer buen trabajo político). Lo mismo analizamos con otros dos compañeros funcionarios del Ministerio de Relaciones Exteriores. En suma: la moral nuestra es muy buena. Sabemos las dificultades, y que esto va a llevar tiempo, pero hay muchas razones para tener confianza. Más allá de lo que piensen los cuadros y dirigentes, el ambiente de la gente era extraordinario: Mujeres, hombres, jóvenes, niños, viejos, todo tipo de gente del pueblo.

 

       

Fuente: Prensa Latina/TortillaConSal

Frases

"Cuando un pueblo despierta, se llena de coraje y decide ser libre, jamás podrá ser derrocado"

Hugo Chávez Frias

Correos del Sur Nº81

 

Descargar

 

 Cuadernos para la Emancipación

Número Especial  1. Junio 2018.

 

Descargar