Me llamo Abya Yala, pero me dicen América. África y yo somos hermanas separadas al nacer, como nuestros perfiles lo demuestran. Soy la más alta, llego de polo a polo, pero África fue la primera en tener hijos, que cubrieron la tierra. Mientras tanto, aislada por los mares, estuve sola mucho tiempo y fui la última poblada por humanos, que me llegaron medio blanqueados por el frio: unos por el norte, cubiertos de pieles, otros por el mar, cubiertos de sol. En mí, encontraron el jardín de las delicias, como corresponde a una mujer madura: grandes ríos, largas cordilleras, altísimas cascadas, inmensos bosques, selvas y llanuras. Todas las riquezas que se necesitan para formar un mundo.

La salida al aire de Telesur en julio de 2005, hace exactamente 10 años, fue una clara expresión de los vientos de rebeldía, independencia, unidad e integración que como un huracán volvían a soplar al sur del Río Bravo. Fue también una necesidad imperiosa demandada por la nueva época que se abría en nuestra América con el renovado auge de las luchas sociales, de un pensamiento crítico nacido o revitalizado a su calor y la rica tradición histórica y cultural de siglos en que se arraigaba.

En marzo de 2014 el Papa Francisco advirtió en Roma que la desinformación "es el peor pecado de los medios", durante un encuentro con representantes de televisoras, radios y medios católicos de Italia, y en su gira reciente por tres países latinoamericanos, Ecuador, Bolivia y Paraguay, fue víctima de aquellos que consideró "pecadores" mediáticos.

Wright Mills en su libro “The Power Elite” (1956) explica que el establishment sería “el grupo élite formado por la unión de las sub-élites política, militar, económica, universitaria y mass media”, lobbys de presión que estarían interconectadas mediante “una alianza inquieta basada en su comunidad de intereses y dirigidas por la metafísica militar”.

Las recientes elecciones internas -primarias- del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), celebradas el pasado domingo 28 de junio, no fueron noticia para los medios hegemónicos de América Latina. Los comicios no ocuparon lugar en los diarios, portales, TV y radios que dependen de los tres grandes conglomerados mediáticos de la región: O´ Globo (Brasil), Clarín (Argentina) y Televisa (México).

Frases

“La integración caribeña latinoamericana es la única manera de salvar a nuestros pueblos de la hegemonía imperialista”

Hugo Rafael Chávez Frías

 Cuadernos para la Emancipación

Número Especial  1. Junio 2018.

 

Descargar

Correos del Sur Nº70

 

Descargar