Muchas veces elaboramos nuestros juicios apegándonos lo más posible al rigor científico. Normalmente, no aparecen en ellos las anécdotas, los relatos de protagonistas o testigos, tampoco medimos el peso de estos en una determinada coyuntura. Esos relatos, que vuelan en la tradición oral, y la típica expresión “me lo contó alguien que tiene porque saberlo”, pueden explicar, en parte, la dimensión de acontecimientos que nosotros apenas percibimos.

El siguiente ensayo aparecerá en el próximo número de la revista Casa de las Américas. Pero como dicho número está demoradísimo, y el ensayo aborda cuestiones de actualidad, me satisfaría que fuera difundido por cuantos medios sea posible.

Este 24 de abril se conmemoró el 54vo. Aniversario de la Revolución Constitucionalista en la hermana República Dominicana. Cuatro días más adelante, el pueblo dominicano se conmemorará también el inicio de la resistencia anti imperialista en dicha Revolución. Entonces, el pueblo en armas se lanzó a las calles de Santo Domingo defendiendo la soberanía nacional y enfrentando una vez más, por segunda ocasión en su historia patria, a las hordas invasoras estadounidenses.

A 71 años del asesinato del caudillo revolucionario Jorge Eliecer Gaitán, continúan detentando el poder los herederos de quienes orquestaron y fueron autores intelectuales del magnicidio, aquel   9 de abril de 1948, cuando ese atroz hecho dividió en dos la historia de Colombia, así de recia y prestigiosa era la figura y el liderazgo de Gaitán, un líder que sustentaba luego de las lecturas del El Capital de Karl Marx, se preguntaba: ¿Cuál es la función del capital? y se respondía “La función del capital reside en facilitar la aptitud del trabajo para producir riquezas” y añadía “así como la producción es social, social sea también la apropiación”. Era evidente que su discurso no era aceptado por una oligarquía conservadora-liberal y no podían permitir que un hombre con ese pensamiento social, cuya culta y pedagógica oratoria y liderazgo alcanzara la presidencia de la República en las elecciones que se avecinaban en 1950.

 

¿Acaso el presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador miente cuando dice que el coloniaje español en América Latina y el Caribe se hizo con la espada y con la cruz, y que hubo matanzas e imposiciones? AMLO habló claro y ahora se le tacha de revisionista.

Frases

"Escuchad mi última voz... Os pido... Os ruego, que permanezcan unidos para que no seáis los asesinos de la patria y vuestros propios verdugos..."
          Simón Bolívar

ATLAS HISTÓRICO DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE

 

Correos del Sur Nº98

 

Descargar

 

 Cuadernos para la Emancipación  Número Especial  1. Junio 2018.

 

Descargar