Quienes, para no ser alcanzados por las balas, tuvimos que arroparnos debajo de un montón de cuerpos de los muertos en la avenida Fuerzas Armadas de Caracas, asesinados por las ráfagas, las cacerías y juegos de tiro al blanco de los asesinos de la otrora Fuerza Armada Nacional (FAN), la DISIP, PTJ y Policía Metropolitana, somos parte de los que hoy nos contamos entre los sobrevivientes del 27, 28 de febrero y de los seis meses siguientes del año mil novecientos ochenta y nueve (1989), por lo que no podemos sino afirmar que:

“La nación vive momentos de cambio y está en las manos de todos los venezolanos convertir la crisis en oportunidad, la carencia en abundancia, la injusticia en equidad, la incertidumbre en certeza de que el futuro será mejor. Este plan que regirá la política gubernamental durante los próximos cinco años contiene los lineamientos del gran viraje que es requerido para poder construir un país sustancialmente mejor que el actual sobre la base de lo que somos en el presente, como resulta de nuestro proceso histórico social”.

Sandino un hombre de pueblo que no necesitó de títulos ni diplomas para enfrentar y derrotar, por primera vez en nuestra América, al imperialismo yanqui en su expresión más agresiva. Con una profunda convicción patriótica y un marcado sentido de fe en su pueblo, Sandino supo organizar la resistencia popular que rechazó la invasión extranjera.

Nació en la ciudad de Mérida el 6 de abril de 1922. Hijo de familia humilde, sus padres fueron José María Jiménez y Josefa María Trejo Calderón. En 1938 ingresa a las Fuerzas Armadas, en la Escuela de Clases de La Grita, estado Táchira. Egresa en 1943 de la Academia Militar de Venezuela como Subteniente, ocupando el primer puesto de la promoción "Francisco de Miranda". Su especialización fue en el arma de artillería.

“En veinticuatro días hemos hecho la campaña; pasamos la cordillera más elevada del globo, concluimos con los tiranos y dimos libertad a Chile”, decía el General José de San Martín luego del triunfo en la Batalla de Chacabuco.

Frases


"Nunca pensé que poner un plato de comida en la mesa de un pobre generaría tanto odio de una élite que se harta de tirar comida a la basura todos los dias"

Lula Da Silva

Correos del Sur Nº38