La reciente reunión en Doha, que traería consigo un acuerdo entre países OPEP y no OPEP para congelar la producción petrolera y con ello equilibrar las actuales asimetrías en el mercado global, que tienen mucho que ver con el desplome del precio petrolero, fracasó estrepitosamente.

  • A pesar de la consolidación de nuevas fuentes energéticas, el petróleo sigue siendo el más importante. Este recurso fósil representa un tercio de la matriz energética mundial.

· Venezuela vivía del crudo a 100 $ por barril; ahora vive de un barril a 26 $, y producirlo cuesta unos 18$.

Según la Agencia Internacional de Energía (AIE), la producción de petróleo en Rusia alcanzó su máximo histórico (11,41 millones de barriles diarios) en el año 1988 cuando todavía formaba parte de la Unión Soviética, pero tras el declive provocado por la crisis económica del 2008, la producción ha ido in crescendo.

Corren los primeros meses del 2016 y el temor de los países dependientes de la renta petrolera se confirma: no repunta el precio del barril. Los marcadores petroleros se encuentran en caída libre con una economía mundial en medio de la tibieza. La cesta OPEP ha bajado de forma exponencial desde Julio de 2015 (60 US$) hasta enero de 2016 (27 US$). Las causas no reposan exclusivamente en el sector petrolero. La caída de otros sectores energéticos como el carbón ratifica una tendencia a la baja. Sin embargo, la situación no es nueva, el gas natural, juntos a otros commodities se hundieron incluso en los años del boom petrolero.

Frases

“La integración caribeña latinoamericana es la única manera de salvar a nuestros pueblos de la hegemonía imperialista”

Hugo Rafael Chávez Frías

Correos del Sur Nº73

 

Descargar

 

 Cuadernos para la Emancipación

Número Especial  1. Junio 2018.

 

Descargar