Además de los objetivos estratégicos y políticos que Rusia busca conseguir a largo plazo con el aumento de sus movimientos militares en Siria, parece que Moscú también intenta poner a prueba sus capacidades militares, incluidos sus equipamientos bélicos, en la lucha contra el terrorismo, un flagelo que últimamente se ha convertido en la principal amenaza de la seguridad global.

Paulatinamente los hechos, así como la acción de los cuerpos de seguridad, han demostrado la importación de la cultura paramilitar en nuestro país. Es un nefasto fenómeno sobre el que hemos alertado una y otra vez, señalando además la vinculación de esta plaga con un sector de la derecha venezolana. Las reiteradas denuncias hechas por los bolivarianos sobre el tema han sido descalificadas por la oposición, con el tonto argumento de que son "cortinas de humo" para encubrir las deficiencias en materia de seguridad.

En un reciente viaje que realicé por algunos países de Centroamérica pude constatar algo que puede sonar no muy novedoso para algunos, pero que vale la pena señalarlo con frecuencia: Nicaragua es el país con menor grado de inseguridad de la región y El Salvador y Honduras son los que contienen índices más preocupantes, alarmantes diría.

En momentos de despliegue de la Operación Liberación y Protección del pueblo, para desarticular bandas criminales y grupos paramilitares, se presenta un momento para la reflexión sobre la importancia de los cuerpos de seguridad para defender el orden interno.

Buscamos comparar las iniciativas de participación de la población en las nuevas estrategias de defensa en Brasil a partir del gobierno de Lula y en Venezuela desde la asunción de Chávez, en relación a las dinámicas políticas de cada país, orientadas por el proyecto socialista bolivariano y la modernización capitalista del PT. 

Frases


"Nunca pensé que poner un plato de comida en la mesa de un pobre generaría tanto odio de una élite que se harta de tirar comida a la basura todos los dias"

Lula Da Silva

Correos del Sur Nº46