El Presidente de Perú se autodefinió como un perrito echado en la alfombra que no le causa problemas al imperio. En su envilecido autoperfil incluyó a todos los países de América Latina, con excepción de Venezuela, exclusión que se le agradece. En correspondencia, Estados Unidos no permitiría que a su meloso cachorro lo sacaran de la presidencia y metieran en la cárcel por pillo. Para lograrlo se recurrió a un nauseabundo cambalache, como diría Gardel: la absolución de un corrupto por la libertad de un genocida.

Desde los inicios del gobierno de Macri, se alegorizó el carácter retrógrado de sus políticas mediante fechas significativas de la historia argentina. Los 90’, década en la que el neoliberalismo impactó de lleno privatizando la vida bajo el envoltorio de la eficiencia, pareció en un primer análisis situar claramente el retroceso.

Honduras se viste de rojo, por la sangre que derrama la dictadura; por el baño que sale de la ayuda militar de Washington al bipartidismo criminal hondureño, pero también por la bravura y dignidad de su pueblo, que se niega a seguir las direcciones de un liderazgo que lo lleve a rendirse.

Hace dos años Mauricio Macri es presidente y por segunda vez tenemos que reclamar una Navidad Sin Presos Politicos.

La publicitada crisis humanitaria -estos términos se niegan- fue profetizada por un mesías armado hasta los dientes: el ex jefe del Comando Sur de Estados Unidos, general John Kelly. La oposición venezolana, con humanitaria estupidez, rezó y coreó: “Amén”. Para que se autocumpliera la predicción se provocó la caída de los precios del petróleo, fracking mediante; se atizó internamente la guarimba criminal; se apretó el bloqueo financiero y comercial; se intensificó la guerra económica con su consecuente desabastecimiento, y arreciaron las sanciones contra Venezuela. La mediática mundial hizo el resto.

Frases

“La integración caribeña latinoamericana es la única manera de salvar a nuestros pueblos de la hegemonía imperialista”

Hugo Rafael Chávez Frías

 Cuadernos para la Emancipación

Número Especial  1. Junio 2018.

 

Descargar

Correos del Sur Nº67

 

Descargar