Los gasolinazos son inflamables en las democracias occidentales, más en La era de los pueblos, libro del fogoso político francés Jean Luc Mélenchon, que hoy se expresa con la insurrección de los chalecos amarillos.

La más simple posibilidad de una existencia social distinta (o alternativa, como algunos prefieren) para la humanidad de abajo -aquella que es constantemente excluida, discriminada, manipulada, reprimida y explotada, la que no cuenta a la hora de la distribución de los dividendos de la riqueza que ella produce, sobre todo en nuestra América- es motivo de recelo para quienes controlan el poder constituido y para quienes conforman el selecto grupo de propietarios del capital. Para estos últimos, ésta sería una existencia social inaceptable que conspira abiertamente contra su estilo de vida, así como contra las diferencias e identidades establecidas según el patrón de poder extraído del capitalismo.

Las dos guerras de Irak, la crisis económica de 2008-2009, el rescate público a la banca y la reacción popular.

Existen demasiadas imaginaciones sobre los liderazgos. Todas tienen un menú de opciones para explicarlos. Los análisis políticos han puesto su mirada en las características personales y habilidades de mando, sus intuiciones suprasensoriales, y otros casi les han otorgado capacidades esotéricas. Otros tantos analistas han buscado en el pasado militar una ‘raíz’ de los liderazgos, condenando a éstos a un producto del mundo castrense o de una insuficiencia republicana. Las derechas e izquierdas han pivoteado sobre estas opciones analíticas, muchas veces resaltando las características personales de los líderes o recalando en sus gestos, carismas y poses. Inclusive, diversas perspectivas han visto en ellos ‘productos’ del pasado y se resisten a vincularlos con el contexto histórico, con las memorias históricas de liderazgos, la posmodernidad o la actualidad.

1) ¿Por qué se mantiene en pie el proceso revolucionario que se inicia en Venezuela --por la vía del voto popular--, con el ascenso al poder de Hugo Chávez en el año 1.999? En casi 20 años de ejercicio continuado, en medio de todo tipo de dificultades, del acecho de múltiples enemigos y en un contexto de debilidades económicas e institucionales, el proceso bolivariano ha logrado sobrevivir, e, inclusive, plasmar logros impresionantes en materia social y de participación ciudadana. Un proceso que ha sabido hacer frente a las múltiples agresiones de los gobiernos norteamericanos, a las conspiraciones internas apoyadas por los organismos de inteligencia internacionales, a la conjura de factores internos, tanto la vieja partidocracia como el sector empresarial, y que, igualmente, desafió una cúpula militar pentagonizada que operaba como escudo de un oprobioso sistema económico-político, sin duda responde a las características un hecho histórico proveniente de su estrecha relación con los ciudadanos.

Frases

"Escuchad mi última voz... Os pido... Os ruego, que permanezcan unidos para que no seáis los asesinos de la patria y vuestros propios verdugos..."
          Simón Bolívar

ATLAS HISTÓRICO DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE

 

Correos del Sur Nº96

 

Descargar

 

 Cuadernos para la Emancipación  Número Especial  1. Junio 2018.

 

Descargar