Nuevamente el imperialismo ha desatado una ola de intervencionismo en América Latina y el centro de la presión es la bolivariana Venezuela y el presidente patriota Nicolás Maduro, amenazados por la acción militar del gobierno de Donald Trump y los representantes políticos de las oligarquías de algunos países de la región. Las amenazas actuales se han acelerado desde el momento en que el fantoche Juan Guaidó se “autoproclamó” el 23 de enero presidente sin haber conseguido un solo voto del pueblo venezolano.

Una de las repetidas preguntas que le formulan a los sociólogos que piensan la realidad argentina y que se sienten comprometidas con ella, es cuánto puede resistir la paz social en tiempos que el tejido social es agredido cotidianamente con la llamada austeridad que no es más que la reducción de accesos a bienes simbólicos y materiales para los sectores menos privilegiados, y el incremento de la riqueza y la renta para los grupos más concentrados. Aquellos que son rigurosos –y no se encargan de vender humo como consultores proféticos—solo logran explicar que el mundo social es de una complejidad tal que sólo puede darse un estallido cuando se combinan varias dimensiones al mismo tiempo: descontento, capacidad de movilización históricamente aprendida, autovaloración positiva acerca del efecto de la acción social colectiva y –sobre todo— referencias (presentes o ausentes, encarnadas en dirigentes o en actores políticos ya desaparecidos, pero vigentes en la memoria social disponible).

A 380 Km, al nororiente, de la ciudad de Guatemala. A 85 Km de la ciudad de Cobán, por camino de terracería agujereado igual o peor que los caminos bombardeados de Afganistán, se encuentra la comunidad indígena maya q’echí La Cresta, en el Municipio de Cahabón, Departamento de Alta Verapaz. Un mundo desconocido por la modernidad.

Francia se levanta para dar una lección al mundo sobre el poder popular.

En su discurso de toma de posesión, en el marco de una ceremonia sagrada de nuestros pueblos originarios, Andrés Manuel López Obrador dejó clara la ruta de lo que sería una verdadera transformación revolucionaria en México, incluyendo un proceso de socialización de la propiedad (textualmente) y el ejercicio del poder por las clases populares, en un programa de 100 puntos que incluyen grandes beneficios para el pueblo, el fin de la corrupción y el rescate del país de las garras del imperialismo y del crimen organizado.

Frases

"Escuchad mi última voz... Os pido... Os ruego, que permanezcan unidos para que no seáis los asesinos de la patria y vuestros propios verdugos..."
          Simón Bolívar

ATLAS HISTÓRICO DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE

 

Correos del Sur Nº97

 

Descargar

 

 Cuadernos para la Emancipación  Número Especial  1. Junio 2018.

 

Descargar