Carlos Aznares no habla de la jornada mundial “Todos somos Venezuela” que se desarrolló en Caracas entre el 16 y el 19 de septiembre.

M.H.: Regresaste el jueves pasado de la jornada mundial “Todos somos Venezuela” que se desarrolló en Caracas entre el 16 y el 19 de septiembre. ¿En qué consistió?

C.A.: A esta jornada la califico como importantísima porque es de urgencia en función de toda la campaña de acoso exterior e interior que sufre Venezuela hace bastante tiempo. Además coincidió con una nueva andanada de violencia verbal pero que no hay que minimizar, por parte de Donald Trump en Naciones Unidas donde puso entre otros países a los que quiere destruir a Venezuela.

La jornada reunió a alrededor de 200 delegados, representantes de organizaciones sociales, políticas, intelectuales, periodistas como en nuestro caso que somos solidarios con Venezuela desde hace mucho tiempo y que representaban a 60 países de los 5 continentes. Fue un plenario importante de discusión pero también de muchas propuestas para afianzar aún más la solidaridad en un tiempo muy difícil porque lo que se prevé, antes y después del discurso de Trump, que va a ponerse en marcha un gran bloqueo económico contra Venezuela.

Ya hay un hecho significativo, ningún avión de ninguna aerolínea excepto Copa, vuela ya a Venezuela. El aeropuerto de Caracas no recibe ningún avión de ninguna compañía aérea, todas se han plegado casi en cadena para boicotear desde el turismo hasta todo lo que significa la llegada de pasajeros a Venezuela. Copa tiene una característica, viaja pero no le vende pasajes a ningún funcionario del gobierno ni de organizaciones populares chavistas y ya ha amenazado porque está presionada por EE UU, con que se va a retirar.

Esto es un comienzo. Si le sumamos además la fuerte guerra económica, ahora hay alimentos pero están a precios muy caros porque el gobierno está sufriendo un ataque fuertísimo a nivel de la divisa, el dólar cada vez sube más, eso se maneja desde Colombia, se fija el precio del dólar prácticamente en la frontera, en Cúcuta.

Además si le sumás las amenazas de intervención militar el panorama exige una gran solidaridad internacional. Maduro lo definió como una mesa de cuatro patas, una es el pueblo de Venezuela, otra la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, otra las organizaciones populares, sociales e intelectuales del país y la otra es la solidaridad internacional, todo eso se tiene que conjugar para defender a Venezuela.

Lo que se planteó allí es que Venezuela es hoy el bastión de la lucha antiimperialista en la Patria Grande. Maduro tuvo palabras críticas hacia un sector de la izquierda a quienes llamó cobardes, que no se pone a tono de darse cuenta que Venezuela significa eso hoy, la primera línea de batalla, como en su momento lo significó Cuba o como lo significa Cuba, porque también está asediada, frente a un imperio en manos de un personaje que Maduro bien llamó el Hitler del siglo XXI.

¿Qué se prevé hacia el futuro como actividad de acompañamiento a partir de esta jornada mundial “todos somos Venezuela”?

Se ha lanzado un plan de acción que se está dando a conocer por los medios alternativos porque una de las cosas que también se planteó como punto principal del plan de acción es por un lado unir todas las fuerzas de apoyo a Venezuela, primero las de cada país, la idea es que avancemos hacia que haya unidad de acción en los cinco continentes para lanzar campañas de solidaridad más efectivas. Y además que trabajen en la idea de sensibilizar a esa parte de la población que recibe una avalancha permanente de ataque mediático, desde las redes y también darle mucha importancia a todos los medios de contra información.

Como segunda parte se va a hacer una plataforma única donde abreven todos los medios de información con una posición solidaria con Venezuela, ya sean escritos, televisivos, radiales, se va a poner en marcha una campaña mundial primero de ataque claro al discurso imperial y de repudio a esta idea de intervención económica y militar y, por otro lado, contando la verdad de Venezuela frente a la mentira que cuentan los medios. Que llegue esa información a sectores que hoy están manipulados de una manera atroz.

Quiero comentar dos aspectos que tienen que ver con el Encuentro, por un lado fue un Encuentro con mucha información por parte de las autoridades venezolanas. Hubo acceso a todas las fuentes de información, desde las fuentes militares, las periodísticas, las culturales, económicas.

La Presidenta de la Asamblea Nacional Constituyente, Delcy Rodríguez, estuvo con nosotros contándonos qué significa la Asamblea y tuvimos un encuentro muy interesante con la Fuerza Armada Nacional Bolivariana en el teatro Teresa Carreño, un teatro gigantesco lleno de militares de las tres armas donde hablaron el Ministro de información, Ernesto Villegas, el Ministro de defensa, Padrino López, un hombre muy querido y muy prestigiado en Venezuela por todos los sectores y titular del Comité operativo especial de las FF AA para enfrentar esta campaña y esta embestida imperialista.

Ahí los discursos fueron muy interesantes, se habló mucho de guerra asimétrica, de cómo juega la información como un factor de intervención casi militar sobre las poblaciones, cómo el discurso de la comunicación prepara el clima y el territorio para que después avance el discurso militar o intervencionista del imperio. Fue un encuentro muy bueno donde además Padrino López se dirigió a los 200 delegados que estábamos allí, pero también a todos los miembros de la Fuerza Nacional Bolivariana y se despidió con un “Independencia y patria socialista” que fue contestado con una ovación por todo el conjunto de los militares presentes.

Sigue siendo muy fuerte la unidad cívico-militar y se considera que el 30 de julio se evitó seriamente la posibilidad de la caída del gobierno en función de los ataques que estaban llevando adelante los sectores más violentos y fascistas que apostaban a derrotar al gobierno en la calle desde la violencia.
El 30 de julio más de 8.000.000 de personas saliendo a votar la Asamblea Constituyente en difíciles circunstancias le dieron un respiro a esto que va a seguir pero que ahora se vaticina de la manera que dije al principio, el bloqueo que es lo mismo que hacen con Cuba y lo han hecho con Irán. Los yanquis son muy duchos en ese plano.

 

Fuente: La Haine

Frases


"Nunca pensé que poner un plato de comida en la mesa de un pobre generaría tanto odio de una élite que se harta de tirar comida a la basura todos los dias"

Lula Da Silva

Correos del Sur Nº48