Hosting Venezuela - Hosting - Certificado SSL

"La base de la independencia cubana es el socialismo"

Boltxe entrevista a Jesús García Brigos, científico cubano, pero sobre todo militante, internacionalista y comunista   

Jesús Pastor García Brigos además de ser un científico cubano, investigador del Instituto de Filosofía del Ministerio de Ciencia y Tecnología es un revolucionario, militante y sobre todo comunista.

Estos pasados días ha estado en Euskal Herria, donde ha ofrecido varias charlas en Iruña, Bilbo… y Boltxe ha tenido ocasión de conversar con este hombre que nos aclara diferentes cuestiones de la realidad cubana de nuestros días y del proceso revolucionario que vive la isla desde 1959.

B- Bueno, para empezar nos podrás hablar de las condiciones históricas y materiales que crearon la conciencia nacional cubana

J- Estas condiciones fueron un proceso de lucha del pueblo cubano por la independencia, la identidad nacional, que se fue forjando en el calor de esas luchas, por el cubano y la cubana que veían que vivían en un territorio, con unas formas de vida y costumbres diferentes de las del colonialista español que le oprimía y explotaba y supo encontrar la manera de hacer valer esa identidad.

A partir de ese momento siempre se ha forjado en condiciones de lucha, de una lucha por poder desarrollarnos como cubanos y que no pudimos hacer hasta el triunfo revolucionario. Es desde 1959 que nos sentimos dueños de nuestro destino y eso es precisamente lo que les molesta a los yanquees.

B- ¿Y cual es la aportación del Movimiento 26 de julio y la revolución a esa creación de identidad nacional como nación, como pueblo?

J- La mayor aportación sin duda ha sido concebir la importancia de la unidad en lo estratégico para luchar. Fidel logró aglutinar fuerzas diferentes buscando lo que había de común entre todas ellas frente al mismo enemigo común y pensando siempre en lo estratégico y lo estratégico es un país independiente, dueño de su destino, pero a partir de condiciones concretas. En definitiva unidad en la lucha, un requerimiento que ya había identificado José Martí.

B- En otro medio de comunicación vasco has comentado que sin el socialismo Cuba desaparecería como nación... ¿Podrías explicarnos un poquito que has querido decir?

J-Bueno, Cuba sin socialismo desparece como nación por esto mismo, ya en el siglo XIX los intereses imperialistas en Cuba no eran intereses de cooperación, tener relaciones de igualdad…en pleno siglo XIX los diferentes gobiernos norteamericanos emitieron documentos en los que decían cosas tales como que Cuba es un territorio muy rico pero que para que pueda desarrollar esas riquezas hay que ocuparlo, exterminar la población aborigen que según ellos son vagos, indolentes y poblarla con sus ciudadanos y entonces de verdad será un país libre.

Eso ya empezó a crear entre los cubanos una convicción y era que sin independencia no había nación. Nos logramos independizar de España y vemos que eso tampoco convenía a los yanquees. Eso es lo que mi me hace afirmar que la base de la independencia y la supervivencia de Cuba como nación es el socialismo.

Si Cuba perdiese el socialismo, perdería su independencia porque caería en los dominios e intereses de otras potencias.

B- Y en la Cuba de hoy ¿Cómo es el equilibrio entre conciencia nacional y conciencia socialista?

J- Estoy convencido que en la Cuba de hoy, el cubano medio ve patria con socialismo. Es una cosa que tenemos que cuidar, porque por errores nuestros, se puede involuciona y que la gente dejase de identificar el socialismo con el patriotismo y ahí esta la labor de la dirección, la labor del partido, saber hacer ver que si se pierde el socialismo se pierde la revolución y la independencia en participación, en toma de decisión…se pierde la existencia de la nación cubana como tal. B- ¿Qué opinión tienes de ciertos países que han logrado sus independencias, pero unas independencias no socialistas, algunas incluso muy reaccionarias?

J- Yo creo que para empezar esas independencias, son independencias relativas, yo no quiero criticar a ningún país concreto, cada país debe ser dueño de su destino, si la constitución soviética de sus principios, que hablaba de integración de republicas en igualdad de condiciones, si efectivamente se hubiese procedido así, que era la política sobre las nacionalidades de Lenin, a lo mejor nunca hubiéramos llegado a la descomposición de la URSS.

Es un tema que a los cubanos nos pilla un tanto lejos de nuestra experiencia, por Cuba si que ha sido desde el principio una nación, no hay ninguna diferencia entre el cubano que vive en las provincias orientales o el que vive en La Habana, todos tenemos un origen común a partir de haber sido un pueblo colonizado ( desde el antiguo esclavo traído de África, los traídos de China, el pueblo original…) y nos hemos formado como una gran mezcla y esa mezcla de la que hablo tuvo un salto cualitativo que es el cubano.

En Cuba nosotros no hemos tenido esos problemas, en otros lugares los han tenido porque no se trataron adecuadamente las cuestiones de respeto a las identidades nacionales.

B- Y ya para terminar, tenemos al imperialismo en plena ofensiva (Libia, Siria, Ucrania, Venezuela…), el peligro del fascismo es obvio y evidente, pero hay cierta izquierda europea sobre todo, elitista, que con diferentes pretextos contemporiza con el imperialismo de la OTAN ¿Cómo se ven estas situaciones en Cuba? ¿Os sentís mas amenazados que hace algunos años?...

J- Para empezar no nos sentimos ni más ni menos amenazados que antes, quizás nos sentimos más fuertes que hace 10 años, porque si bien es cierto que existen esas divisiones en la izquierda en el mundo, también existe un proceso de integración en América Latina y Cuba hoy no esta solo como estaba hace algunos años.

Nos podríamos sentir amenazados si el imperialismo lograse anular a Rusia como potencia, quedarían sin equilibrio los Estados Unidos y si se diese esa situación no seria solo una amenaza para Cuba, seria una amenaza para el mundo, para la humanidad. En un mundo unipolar, el mundo iría hacia un consumo desorbitado, al agotamiento de recursos, a la contaminación, a la búsqueda de ganancias, que es lo único que propicia el capital.

El capital en algunos momentos tuvo que renunciar a determinados elementos explotadores precisamente por el contrapeso que suponía la URSS y el bloque socialista, ya fue un terrible retroceso perder ese contrapeso, que es cuando el capital decide acabar con el estado de bienestar.

Los capitalistas en su tremenda avaricia no comprenden que en esta búsqueda de ganancias también ellos van a salir perjudicados porque la humanidad en esa dinámica podría desaparecer. La amenaza no es solo para Cuba, es para el mundo entero y lo que debe hacer la izquierda o lo que se reclama de izquierda es oponerse a todo lo que esta suponiendo avances del imperialismo y que pueden llevar al final de la humanidad.

Hay que tener en cuenta un dato importante, el capitalismo no se va a reformar por las buenas, ellos no van a entregar su poder así como así, por lo que no se trata de hacer pactos con la derecha, con los explotadores y hay que seguir manteniendo la reivindicación de que el trabajo debe ser dueño del resultado del trabajo. Por eso la izquierda debe mantener el espíritu de lucha antiimperialista.

B- Bueno, pues eskerrik asko por tu tiempo y tu paciencia aqui en Bilbao, sabemos que estas teniendo una actividad frénetica y es de agradecer que hayas encontrado un hueco para Boltxe

Fuente: La Haine

Postales para NO OLVIDAR

ATLAS HISTÓRICO DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE

 

Correos del Sur Nº133

 

Descargar

 

Resumen Latinoamericano: Septiembre

 

Descargar

 

Premio Aquiles Nazoa Periodismo Digital 2015

Premio Aquiles Nazoa Periodismo Digital 2015