La elección de la Asamblea Nacional Constituyente en Venezuela “no sólo es una victoria política para el gobierno, sino que es una victoria para el país, es una victoria sobre el imperialismo.

Efraín Chury Iribarne: estamos en comunicación con James Petras. Bienvenido, ¿cómo estás?

James Petras: Estamos muy bien.

EChI: Empecemos con lo que fue la elección de la Constituyente en Venezuela.

JP: Fue un gran acontecimiento. Según las cifras que tenemos ocho millones de votantes apoyaron la Constituyente y más de un millón de personas han participado activamente en la campaña para elegir uno de los 545 integrantes.

Es un acto heroico porque la oposición con respaldo de todos los mecanismos norteamericanos organizaron actos de terrorismo, amenazas e intimidación. Y más allá de eso, las amenazas de sanciones por parte de Washington, más allá de los opositores en el exterior también como Colombia, Brasil, como los otros gobiernos pro norteamericanos intervinieron para amedrentar a los venezolanos. 

En otras palabras, no sólo es una victoria política para el gobierno, sino que es una victoria para el país, es una victoria sobre el imperialismo. Fue un gran éxito pese a los grandes medios de comunicación que a partir de los mensajes trataron de influir al público interior y exteriormente, y eso muestra como la conciencia política puede conquistar los medios de propaganda. Cómo la conciencia, la experiencia del chavismo cuenta más que los gastos propagandísticos de Estados Unidos, que destinó millones de millones de dólares tratando de influir en la visión del público venezolano.

Debemos entender entonces cómo la organización, la conciencia, la experiencia, son más importantes que las presiones que vienen de arriba y de afuera.

Creo que lo otro que debemos considerar es que los apoyantes en el exterior, también tuvieron su importancia. Todos sabemos que en Brasil el gobierno actual es un gobierno ilegítimo, producto de un golpe de Estado; sabemos que en Argentina con Mauricio Macri, tenemos un gobierno que ha engañado al público con propaganda y que le ha bajado los estándares de vida;  sabemos que en Chile y Perú tenemos gobiernos con las peores desigualdades en el tercer mundo; sabemos también que en Colombia, los apoyantes de los paramilitares y  los que entran a Colombia para el mercado negro también fueron derrotados.

La propaganda dice que hubo diez muertos, pero la mayoría de los asesinatos ocurrieron antes de las elecciones. Es decir, las elecciones, con la protección del gobierno, del Ejército, de la Guardia nacional, de la Policía, pudieron limitar los asesinatos. Sabemos que en el caso de Venezuela, los opositores en el mejor de los casos consiguieron unos siete millones, un millón menos de los que participaron en estas elecciones. Y sabemos que entre los siete millones hubo mucho fraude, porque el proceso no tuvo ningún observador, no tuvo ninguna legalidad, entonces sabemos que mucho de los votantes de la oposición votaron una, dos, tres y hasta docenas de veces, porque no hubo ningún control.

Entonces, debemos entender que esto fue un gran avance para el proceso político venezolano y fue una gran derrota para el imperialismo.

Además, sabemos que la Asamblea Nacional Constituyente es un gran avance sobre los sistemas burgueses parlamentarios porque muchos de los elegidos vienen de los barrios populares, tienen una representatividad, más allá de los burgueses que ocupan puestos en los parlamentos actuales en los países capitalistas.

Finalmente quiero anotar una cosa que debemos anotar. La abstención de la oposición va a perjudicar su capacidad de influir en los neutrales venezolanos, cómo pueden proponer medidas, cómo pueden movilizar si están afuera de la institucionalidad. Yo creo que como consecuencia de este proceso la oposición va a debilitarse mucho, las actividades van a bajar, se van a sentir impotentes y los Estados Unidos, en todo caso, va a tratar de intervenir  con nuevas sanciones, tratando de apretar al pueblo que supuestamente busca ayudar.

Y si hay más sanciones, Venezuela tiene que profundizar sus relaciones de cambio internamente. Hay que pensar que ahora, con la nueva Asamblea y la nueva Constitución, se podrían controlar mejor los bancos y las grandes empresas. La Revolución tiene que avanzar a partir de la Constituyente o va a retroceder y debilitar su capacidad de mantener la mayoría que apoya el proceso actual.

EChI: También fue un golpe duro para Europa occidental que quería una derrota de Nicolás Maduro frente a la oposición.

JP: No hay ninguna duda que los europeos involucrados, particularmente España e Inglaterra, han sufrido un fuerte golpe, y puede servir como modelo de alternativa al proceso parlamentario capitalista, porque eligieron Constituyente que da mayor representación a los barrios populares, a las comunidades trabajadoras. Limitar el efecto del dinero sobre el proceso electoral es un importante ejemplo.

Veo el caso de Inglaterra donde un gobierno minoritario critica a Venezuela cuando una inmensa mayoría lo apoya, me parece una cosa provocativa porque el gobierno Conservador actual no s un gobierno mayoritario, es un gobierno que recibió una minoría de votos y enfrenta una situación de crisis por lo que buscan hacer afuera de la Unión Europea; y España también con Mariano Rajoy es un gobierno lleno de corrupción. No pueden tolerar un ejemplo como la Asamblea Nacional Constituyente.

Debemos pensar que en España e Inglaterra no pueden decir nada contra el proceso porque la mayoría de los ciudadanos van a ver no sólo la propaganda sobre la violencia, las acusaciones, la represión, de dictadura, sino que van a mirar hacia la dictadura del capital que dicta los resultados de las elecciones en esos países.

Fuente: Resumen Latinoamericano

Frases


"Nunca pensé que poner un plato de comida en la mesa de un pobre generaría tanto odio de una élite que se harta de tirar comida a la basura todos los dias"

Lula Da Silva

Correos del Sur Nº48