Hosting Venezuela - Hosting - Certificado SSL

Un reciente artículo de Luis Britto, Crisis Revolucionarias y Revoluciones de crisis, de obligatoria lectura, me sirve de guía. Luis se ha ocupado de denunciar a las bandas paramilitares y la quinta columna. Mis palabras me comprometen sólo a mí.

La Organización para el Tratado del Atlántico Norte (OTAN), desde la segunda guerra mundial y posterior a ella,  ha sido una fuerza bélica multinacional y genocida al servicio imperial del gobierno de los Estados Unidos de Norteamérica (EEUU), cuya existencia ha garantizado que los perros  de la guerra muevan la economía mundial y sostengan la consumista forma de vida estadounidense,al igual que a los decadentes imperios europeos, siempre en default disfrazado.

En este mes de diciembre de 2016, el Congreso de los Estados Unidos aprobó la nueva Ley S.2943 -The National Defense Authorization Act 2017 (NDAA), que autoriza a su Presidente a sancionar a cualquier país del planeta en nombre de la seguridad nacional.

Un celebre intelectual al servicio de la élite del poder estadounidense y Premio Nobel de Economía, Paul Krugman, afirma con enorme desparpajo que Rusia y Putin hackearon miles de correos electrónicos de Hillary Clinton, los que al hacerse públicos determinaron la derrota electoral de la carnicera de Libia y, consecuentemente, el triunfo de Donald Trump.

El secretario estadounidense de Defensa está de gira por el mundo. ¿Cuál es su discurso ante los aliados de Estados Unidos? Podemos tratar de resumirlo en pocas palabras: “Gracias a todos. Con ustedes, Estados Unidos ha logrado imponer guerras en casi todo el Medio Oriente y en Ucrania. Seguimos siendo los dueños del mundo, si el presidente electo Donald Trump tiene a bien retomar nuestro legado.”