Hosting Venezuela - Hosting - Certificado SSL

El 2 de abril se cumplen 33 años del intento de la dictadura cívico-militar-eclesiástica que gobernaba al país, de recuperar la soberanía sobre las Islas Malvinas (incuestionablemente argentinas), usurpadas por el imperialismo inglés.

En cada conmemoración de un nuevo aniversario del 2 de Abril las conciencias argentinas se sacuden fuertemente. El dilema histórico que nutre las luchas por la soberanía nacional mantiene plena vigencia. La batalla por sostener la memoria histórica de nuestras gestas patrióticas adquiere, en nuestra época, un marco definitorio a partir de las contiendas que nuestro país -inserto en la Patria Grande-, libra en un contexto internacional hostil.

El gobierno de Gran Bretaña anunció un plan para “reforzar y modernizar” la defensa militar de las Islas Malvinas ante cualquier “amenaza” que pueda surgir. Lo hizo a través de una intervención del ministro de Defensa inglés, Michael Fallon ante la Camara de los Comunes: allí dio a conocer la inversión de unos 180 millones de libras -268 millones de dólares- en un plan que constituye apoyo militar y nueva infraestructura en telecomunicaciones y puertos. Entre las medidas más relevantes está el envío de dos helicópteros Chinook, que trabajarían en tareas de entrenamiento con los 3mil agentes de la infantería británica que revisten tareas en el lugar.

La Cuestión Malvinas cobró en los últimos años una relevancia de carácter geopolítico en la conciencia de los países de América Latina por el peligro que implica la militarización del Atlántico Sur, una zona de paz, por una potencia militar como es el Reino Unido.