Hosting Venezuela - Hosting - Certificado SSL

Ya estaba vacunado contra el engaño deliberado de las encuestadoras (http://goo.gl/NakHSG), por lo que nunca tomé en serio el supuesto aplastante triunfo de Hillary. Mucho menos después de los escalofriantes fracasos de las encuestas en México –cuando los presstitutes/loro-cutores abultaron el apretado triunfo de Peña–, del Brexit –en el cual todo el mundo se equivocó, con la notable excepción de la reina de Inglaterra y el tabloide The Sun– y de Colombia, donde el domingo futbolero, el huracán Mathew y el voto de castigo a Santos desecharon el loable acuerdo de paz con las FARC.

 

Es por lo menos llamativo que los ataques contra la ciudad siria de Alepo, por parte del Ejercito Árabe Sirio (EAS) y los bombardeos de la aviación rusa, para expulsar a los terroristas del Daesh, que se enmascaran bajo el indefinido nombre de Ejercito Libre Sirio (ELS) y también Frente al-Nusra, en este caso sucursal de al-Qaeda, o vaya a saber de quién.

El antichavismo, en todas sus formas y expresiones, se caracteriza por elaborar teorías y sentencias que rayan en lo ridículo. En esta ocasión se le ha dado por justificar su intento de golpe parlamentario bajo el argumento de que en Venezuela hay una "dictadura".

La histeria de Occidente sobre Alepo surgió por una razón, solo porque los terroristas están en una situación difícil. Esa es la única razón.

En las elecciones presidenciales estadounidenses se juega en gran parte el destino del planeta, por lo cual la selección del próximo mandatario es crucial y su proceso requiere un análisis muy serio.