SpanishPortugueseEnglishFrenchChinese (Simplified)RussianPersianArabic
29/10/21
21N: victoria estratégica por más poder para la gente, más eficiencia y más ética
Por Corriente Revolucionaria Bolivar y Zamora

La jornada electoral del 21 de noviembre tiene para el país carácter estratégico. No se trata solo de la elección de cargos públicos regionales y municipales, tanto en el poder ejecutivo como en el legislativo, sino que se trata de una nueva batalla en defensa de la democracia, la soberanía y la paz del país, se trata de una jornada crucial para consolidar la estabilidad política de Venezuela, que permita la recuperación y restitución del bienestar y felicidad social alcanzado por la revolución bolivariana.

Venimos de resistir y superar la más poderosa agresión a nuestro pueblo para derrocar el gobierno bolivariano, desmembrar la República y destruir el país, con el objeto de instalar un gobierno servil a los intereses de EEUU en su proyecto por dominar no solo Venezuela sino el continente todo. De esta cruenta agresión, de esta brutal guerra híbrida, ha sido cómplice y partícipe la oposición venezolana que hoy se pone ropaje democrático y electoral y sale a la calle a pedirle el voto a nuestra gente: después de golpearla sin piedad vienen a buscar su respaldo cínica e hipócritamente.

He allí una de las claves: habiendo sido derrotada su estrategia violenta y extrapolítica, recurren ahora, por instrucciones de sus amos de EEUU, a la táctica politiquera para procurar sus mismos objetivos por la vía electoral, capitalizando el descontento causado por el bloqueo y la asfixia del país. ¡Pero no lo permitiremos! ¡La conciencia de nuestra gente es firme y se expresará contundentemente con una victoria de las fuerzas chavistas aglutinadas en el PSUV y en las organizaciones políticas aliadas!

¡No olvidemos nunca que esta oposición que ahora se disfraza de demócrata es la misma que causó que los ingresos del Estado venezolano cayeran de 56 mil millones de dólares a 500 millones en el curso de siete años! ¡No olvidemos que son los mismos que junto con EEUU secuestraron más de 7 mil millones de dólares con los cuales Venezuela hubiera podido hacer frente en mejores condiciones a la actual situación de dificultades! ¡No olvidemos que son los mismos que le robaron a nuestro país y a nuestro pueblo CITGO y Monómeros!  

De esa batalla viene Venezuela. De resistir la violencia económica, mediática, militar y diplomática desplegada con fuerza inusitada. Y venimos de avanzar en la derrota de esa estrategia. La victoria en las parlamentarias de 2020 fue un paso clave. Y será fundamental el paso que daremos: la victoria en las elecciones del 21N para no cederle espacios políticos a esta oposición antidemocrática, antinacional y antipopular.

La batalla es compleja porque el efecto de la agresión es profundo e incide en el ánimo y la voluntad política de nuestro pueblo. Sabemos, además, que la revolución ha cometido errores, que ha habido desviaciones y retrocesos. Pero sabemos también una profunda verdad: solo en el marco de la revolución bolivariana podremos construir la Venezuela de igualdad, justicia, derechos sociales, libertades, democracia, prosperidad y participación que todos y todos anhelamos. La posibilidad cierta de superación de las dificultades, de la recuperación de la calidad de los servicios, del poder adquisitivo y del bienestar general, está en nosotros y nosotras, está en la gente que ama este país y que lo ha defendido todos estos años, que ha resistido y construido alternativas con ingenio, creatividad y fortaleza. Es con nuestro esfuerzo y nuestra participación que vamos a lograrlo.

Por eso tenemos la certeza de que los y las chavistas venceremos el 21N, y lo haremos por  más poder para la gente, más eficiencia y más ética.

Más poder para la gente porque luchamos para que los nuevos gobiernos regionales y municipales y los nuevos espacios legislativos municipales y regionales profundicen la participación y el protagonismo de la gente, implementando mecanismos e instrumentos amplios y concretos para ello: allí está una de las claves para superar las dificultades, construir respuestas y alternativas, y apalancar la recuperación del país.

Más eficiencia porque los gobiernos regionales y municipales deben fortalecer su papel como piezas claves en el compromiso con la solución a los problemas más sentidos de la gente, con iniciativas alternativas, forjadas aún en medio de las dificultades, para incidir en la mejoría de los servicios, en la atención social, en el desarrollo productivo. Eficiencia en la administración de los recursos y eficiencia en la gestión es central.

Más ética porque estamos convencidos(as) de que la corrupción es uno de los principales enemigos a vencer, y sabemos que mucho es lo que se puede lograr si los recursos se administran con honestidad y transparencia, garantizando que lleguen de verdad a donde deben llegar, que no se desvíen y que sean utilizados en las áreas neurálgicas a las cuales fueron destinados.

Vamos pues a esta nueva batalla democrática por Venezuela, con entusiasmo, disciplina, alegría y conciencia. La Corriente Psuv está desplegada plenamente en esta tarea clave por nuestro bienestar y nuestro futuro. Vamos a la batalla allí en los territorios, con nuestra gente, en la calle, en las comunidades, donde está la verdad de nuestra gente, la verdad de la Venezuela que lucha, ama y tiene esperanza: esa verdad que encarna el chavismo, la revolución bolivariana y el partido de Chávez.

Fuente:
CRBZ

Editorial

Agenda

Buscar

Búsqueda temática

Revistas Digitales