SpanishPortugueseEnglishFrenchChinese (Simplified)RussianPersianArabic
02/02/23
Regiones: Cuba
Cuba y las comunicaciones en 2023, ¿qué esperar?

Etecsa trabaja de forma ininterrumpida para aprovechar mejor las capacidades existentes y brindar un mejor servicio de conectividad a internet por datos móviles en el país, con 6,7 millones de usuarios activos por esta vía. Al mismo tiempo, el robustecimiento del comercio electrónico, la entrada en funcionamiento del nuevo cable submarino Arimao y otras acciones marcan los derroteros de las comunicaciones para Cuba este año.

Entre las ocho y las diez de la noche de un día cualquiera en Cuba al menos dos millones de personas hacen uso del servicio de internet a través de sus teléfonos móviles. Es este horario el pico de concurrencia que cada día tiene que ser manejado por la infraestructura instalada, la cual no creció todo lo que se hubiera deseado durante el año 2022.

Es por eso que, como usuarios, hemos sentido un enlentecimiento del servicio a todos los niveles —institucional, personal, puntos de acceso públicos, etc.—, especialmente en esos horarios de mayor demanda.

Así trascendió en un encuentro que esta semana sostuvo la prensa con Tania Velázquez, presidenta ejecutiva de la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba S.A. (Etecsa), quien comentó sobre los derroteros de la empresa, de cómo se trabaja para paliar y superar la situación actual, y de continuar con el crecimiento de los servicios de comunicaciones que cada día demanda más Cuba para su desarrollo.

Velázquez recordó que Etecsa se trazó en 2022 metas relacionadas con potenciar el comercio electrónico, uno de los ejes fundamentales del país en cuanto a la informatización de la sociedad y su transformación digital. «Para nosotros Transfermóvil es una plataforma con gran penetración, tiene 3 850 000 usuarios, y esperamos alcanzar los cuatro millones entre febrero y marzo», expuso al respecto.

Esa plataforma ha continuado su crecimiento no solo en acceso sino en funcionalidades —como las recientes de comprar sellos digitales para trámites relacionados con los ministerios de Justicia y del Interior, así como la ONAT—, y evidentemente es uno de los elementos que puede contribuir al necesario incremento del comercio electrónico, consideró.

Recordó luego que una de las acciones realizadas en 2022 fue la habilitación de la Bolsa MiTransfer, «la cual va poco a poco creciendo y, como hemos explicado, es la primera etapa del monedero móvil, que ya está bastante próximo a ser lanzado y será una plataforma que permitirá el pago, desde cuentas virtuales, de productos y servicios, no solo de servicios de telecomunicaciones, sino de manera más general. Será este uno de los hitos más importantes a desarrollar en 2023, el cual queríamos alcanzar en 2022, pero fue ese un año particularmente difícil y no pudimos desplegar un grupo de estrategias como hubiéramos deseado».

Etecsa ha trabajado para incrementar el acceso no solo desde la telefonía móvil, sino a través del internet en los hogares, acotó la Presidenta Ejecutiva.

En ese sentido, refirió que al cierre de 2022 se encontraban 274 000 casas conectadas, un crecimiento de más de 22 000 servicios con respecto al año precedente. La estrategia para avanzar en el desarrollo de esta modalidad de conexión está relacionada con el internet inalámbrico, a partir del uso de la banda de los 2100 MHz. Sin embargo, esos recursos han tenido que ser reutilizados para priorizar los datos móviles y descongestionar el servicio que hoy se brinda, en tanto el crecimiento ha sido muy grande.

Velázquez ilustró que en 2022 se sumaron al uso de internet por datos móviles más de un millón de usuarios. Al cierre de 2021, 5,5 millones de personas navegaban en el país por la red de redes con datos móviles, cifra que al finalizar el pasado año se situó en 6,7 millones. La tecnología con mayor aumento de uso fue la 4G, con más de un millón de usuarios nuevos.

Esto tiene un impacto directamente proporcional al crecimiento del tráfico, que aumentó un 63 por ciento en el último año. En 2021 el tráfico de datos móviles en Cuba se situó en unos 189 000 terabytes, pero ese número aumentó a 309 000 terabytes al cierre de 2022.

Para manejar todo ese tráfico no basta solo con instalar radiobases, nuevos servicios de Nauta Hogar o enlaces en instituciones y entidades. Imagine una cebolla: tiene capas, y a diferencia del ogro Shrek, que escondía sus sentimientos bajo esas capas, en el tráfico de datos es necesario manejar redes de acceso, redireccionamientos, entre otras cuestiones, que conforman sus capas. Todo ello en milisegundos.

La situación económica del país ha impedido crecer en toda esa infraestructura como se hubiera deseado, al tiempo que Etecsa requiere de una mayor captación de divisas, pues es con estas con las que se adquiere todo el costoso equipamiento que permite desplegar las comunicaciones del país.

Sin embargo, se mueve

Más allá de las dificultades, la empresa busca soluciones. Tania Velázquez explicó que un elemento importante para el crecimiento de las capacidades de internet en el país es el nuevo cable submarino de fibra óptica que conecta a Cuba con Martinica, el cual ya fue tendido y se encuentra en fase de instalación y despliegue de capacidades.

La Presidenta Ejecutiva de Etecsa adelantó que el cable Arimao debe estar operativo en abril y permitirá descongestionar a Alba 1, el único cable de internet de alta velocidad con el que hoy cuenta Cuba, conectado desde Venezuela.

Al mismo tiempo, se intensifican otras acciones. A la habilitación de la banda de 2100 MHz para la 4G —en La Habana y Matanzas en este primer momento—, se unen los primeros pasos para usar la banda de 700 MHz, la cual quedará libre en la medida en que aumente el despliegue de la televisión digital. Ya en Pinar del Río se encaminan por ese rumbo. Esta es una banda que «camina mucho» y posibilitará aumentar no solo el acceso a los datos, sino la cobertura celular en sí misma, sobre todo en las zonas rurales.

Para el mes de abril, además, se sumará la banda de 900 MHz desde la 4G, lo cual requiere una actualización de las radiobases, aspecto en el que ya se trabaja, y que beneficiará a muchos usuarios.

En los próximos meses, dijo Velázquez, comenzará a sentirse una mejoría del servicio de datos, al tiempo que agregó que es necesario invertir más en infraestructura y destacó el apoyo del Estado cubano para coadyuvar en este empeño.

Otros apuntes no menos importantes

Interrogada sobre el impacto que tuvo sobre la infraestructura de telecomunicaciones la situación energética nacional que tanto nos golpeó en 2022, la Presidenta Ejecutiva de Etecsa explicó que solo el 25 por ciento de las radiobases —hoy existen unas 5 000 en el país—, cuentan con respaldo energético para brindar un servicio continuo ante un apagón de larga duración.

Los cortes de electricidad permitieron hacer un diagnóstico y comenzar a desplegar acciones para reforzar puntos críticos —por ejemplo, en radiobases que brinden servicio en lugares de altas concentraciones de personas—, conectar las que se puedan a lugares protegidos por grupos electrógenos, y también se analizan opciones para, a más largo plazo, emplear energías renovables a partir del generoso sol que baña la geografía nacional todo el año.

Por otro lado, comentó que el crecimiento de la telefonía fija será discreto, y se ha planificado instalar 16 000 nuevos servicios este año.

Entretanto, se espera continúe el crecimiento de la telefonía móvil —aumentó en 500 000 usuarios en 2022—, se robustezca Transfermóvil —registró 785 millones de operaciones el pasado año—, y se sigan brindando nuevas soluciones a empresas, organismos y entidades en el camino de la transformación digital.

Fuente:
Juventud Rebelde

Agenda

TV / Vídeo / Radio

Búsqueda temática

Buscar