SpanishPortugueseEnglishFrenchChinese (Simplified)RussianPersianArabic
23/06/23
Temas: Conflictos
Regiones: Argentina
Denunciamos una grave situación en la provincia de Jujuy, Argentina

¿Qué pasa en Argentina?

En la provincia de JUJUY en el noroeste de Argentina, en el límite con la República Plurinacional de Bolivia, hay una insurrección popular como reacción a las políticas dictatoriales del gobernador Gerardo Morales. Morales, en forma ilegal, reformó la Constitución Provincial violando no sólo la Constitución Nacional, sino también los tratados internacionales a los que Argentina ha adherido como todos los países democráticos del mundo.

Sectores docentes, pueblos originarios, artesanos, trabajadores agrícolas, mineros y cientos de agrupaciones sociales rechazan la nueva Constitución. Los manifestantes fueron salvajemente reprimidos, replicando las operaciones que realizaba policías y militares durante la genocida dictadura cívico-militar de 1976.

Jujuy es hoy un laboratorio de prueba para el accionar de la derecha, su programa netamente extractivista, ajustador y el uso de la represión y la persecución política-judicial para sostenerlo.

Pronunciamientos de la CIDH y la ONU

Ante esta situación, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) manifestó que «observa con preocupación las acciones que se llevan a cabo para disolver a las protestas en la provincia de Jujuy, una de las provincias con mayor población indígena auto reconocida. La CIDH llama al Estado a respetar el derecho a la libertad de expresión, los estándares interamericanos del uso de la fuerza, y a llevar a cabo un proceso de diálogo efectivo, inclusivo e intercultural, en que se respete los derechos sindicales y de los pueblos originarios» (CIDH, 20 de junio de 2023).

Asimismo, la Oficina de Derechos Humanos de la ONU en Argentina expresó su «preocupación por las denuncias de atropellos de derechos y acciones violentas ocurridas durante las protestas que tienen lugar en la provincia de Jujuy, , como respuesta a una reforma a la Constitución Provincial aprobada el martes 20 de junio por la legislatura local. Las informaciones de la ONU dan cuenta del uso indebido de la fuerza por parte de agentes policiales, que han dejado decenas de personas heridas, incluido un adolescente con trauma ocular severo y otra persona con lesiones graves en la cabeza. En el contexto de las manifestaciones se reportan detenciones y judicialización de manifestantes, de líderes indígenas, de una legisladora provincial y de periodistas, además de obstrucción al trabajo de los activistas de derechos humanos». De acuerdo con las informaciones de la ONU, el proceso de reforma constitucional en Jujuy careció de una participación significativa y suficiente de todas las partes interesadas, en especial de los pueblos indígenas. La ONU urgió al “diálogo constructivo e intercultural en Jujuy, que garantice la participación efectiva de los pueblos indígenas y de todas partes interesadas, para superar la crisis mediante vías democráticas e institucionales” (ONU-Derechos Humanos, 21 de junio de 2023).

¿Por qué se repudia la reforma de la Constitución Provincial?

Cuando faltan pocos meses para terminar su mandato (diciembre 2023). Morales realiza lo que en Argentina se llama popularmente el “trabajo sucio”, es decir, modifica la Constitución a medida de las necesidades de su sucesor, un dirigente del mismo partido y misma línea de Morales. La reacción popular se debe a:

1)           La Constitución fue aprobada sin debate y a espaldas del pueblo jujeño,

2)           Las reformas facilitan el saqueo de los recursos naturales por empresas extranjeras. Es sabido los negociados que Morales tiene en la explotación del litio,

3)           Se facilita el desalojo de los pueblos originarios de sus tierras ancestrales, justamente porque allí hay riquezas naturales,

4)           Para poder concretar estas acciones, se aprobaron nuevas medidas represivas como penas de cárcel para quienes no se dejan desalojar de sus tierras,

5)           La nueva ley naturaliza la persecución política, la censura y la violencia por parte de las fuerzas del orden que deberían proteger a los ciudadanos y no matarlos, justificando estas medidas a partir de considerar negativamente la protesta social.

¿Quién es Gerardo Morales?

Fue elegido democráticamente en 2015, pero una vez en el poder no gobernó de acuerdo a la ley y los Derechos Humanos. Es mundialmente conocido que en Jujuy hay presos políticos como la dirigente social Milagro Sala. En ocho años de gobierno, Morales ha concentrado poder, ha cooptado al Poder Judicial provincial y ha contado con la complicidad de la prensa hegemónica para avanzar con sus abusos.

Complicidad con el Golpe de Estado contra Evo Morales en 2019

Está ampliamente probado que desde Jujuy y durante su mandato el gobierno de Mauricio Macri envió armamento, municiones y otros materiales represivos a Bolivia,  en noviembre de 2019, para colaborar con el Golpe de Estado contra Evo Morales. En julio de 2021, el canciller boliviano, Rogelio Mayta, presentó, entre otras pruebas, una carta del Jefe de la Fuerza Aérea Boliviana dirigida al embajador argentino en La Paz, confirmando la recepción de “material bélico”. Gerardo Morales está denunciado penalmente por la organización Túpac Amaru ante el fuero Criminal y Correccional Federal, por haber brindado apoyo logístico a las fuerzas políticas que actuaron en las masacres de Sacaba y Senkata en Bolivia.

Normando Álvarez García,  actual Ministro de gobierno y justicia de Gerardo Morales, era el embajador argentino en Bolivia, durante el gobierno de Mauricio Macri, qué facilito el ingreso de armamento desde Argentina para apoyar el golpe de estado contra el gobierno constitucional de Evo Morales

Muchos vienen señalando a ésta conjunción de acciones como la expresión de un Nuevo Plan Cóndor en América Latina.

¿Por qué es necesaria la difusión, el esclarecimiento y la solidaridad internacional?

Argentina tiene, este año, elecciones generales, con un posible triunfo de los sectores inclinados por la integración regional, la defensa de la soberanía nacional, la multipolaridad como política global, la equidistancia en relación a las potencias mundiales y políticas antineoliberales extremas.

Es mucho lo que se juega en el país y en la región si gana un candidato que no se alinee automáticamente con la OTAN, que no adhiera al Consenso de Washington, que aporte a la integridad con Unasur o Celac y elija libremente ser parte de los BRICS plus. En este marco, lo que sucede en Jujuy no sólo busca disciplinar a su población, sino que es parte de un laboratorio que busca retrotraer a la Argentina a sus tiempos más oscuros, política, social y económicamente.

No es la primera ni será la última vez que las fuerzas de la derecha autoritaria buscan terminar con nuestro NUNCA MAS, la lucha que enorgullece al pueblo argentino por haber enviado a los genocidas a la cárcel y presentar un modelo de respeto a los derechos humanos en el mundo.

Fuente:
REDH

Agenda

TV / Vídeo / Radio

Búsqueda temática

Buscar