SpanishPortugueseEnglishFrenchChinese (Simplified)RussianPersianArabic
10/02/24
Llamado a las mujeres del Mundo a detener el genocidio de Israel en Palestina
Por RIAOMPI

La Red Internacional Antiimperialista de Articulación de Organizaciones de Mujeres, Movimientos Sociales y Mujeres de Partidos Políticos de Izquierda (RIAOMPI), ha circulado un llamado a nivel internacional para que organizaciones de mujeres y mujeres de todo el mundo firmen una declaración en reclamo de que se detenga el genocidio del pueblo palestino en la Franja de Gaza. Más de un centenar de organizaciones de todo el mundo han firmado la declaración.

A continuación el texto íntegro de la declaración.Confiamos en la solidaridad de las mujeres puertorriqueñas. Las adhesiones deben dirigirse a riaompi.europ@gmail.com

La Red Internacional Antiimperialista de Articulación de Organizaciones de Mujeres, Movimientos Sociales y Mujeres de Partidos Políticos de Izquierda (RIAOMPI) hacemos un llamamiento a todas las organizaciones de mujeres, y a todas las mujeres del mundo para detener el Genocidio que sufre el pueblo palestino en Gaza, y para llevar ante la justicia los crímenes de guerra cometidos contra al pueblo palestino.

Urge el alto al fuego permanente para parar el exterminio sistemático llevado a cabo por el gobierno sionista de Israel en Palestina contra mujeres, niños y niñas indefensas, con la complicidad del imperialismo de Estados Unidos y sus satélites europeos.

El exterminio tiene rostro de mujer y de infancia. A fecha del 4 de enero de 2024 se han asesinado 9730 niños y niñas mártires y 6830 mujeres mártires. De las 7000 personas desaparecidas, el 70% son mujeres, niños y niñas.

Después de haber bombardeado las ambulancias, los centros del Organismo de Obras Públicas y Socorro de las Naciones Unidas (OOPS), las escuelas, las panaderías, los lugares de culto, los tanques de agua y los paneles de energía, y luego de haber aislado a Gaza del mundo exterior cortando Internet y los medios de comunicación, 30 hospitales han quedado fuera de servicio por la Ocupación, 53 centros de salud quedaron fuera de servicio, 150 instituciones de salud fueron parcialmente atacadas por Israel, hoy en día los vemos bombardeando cualquier recurso de vida en Gaza.

El sionismo israelí ha provocado el desplazamiento de cientos de miles de familias palestinas cuyas viviendas fueron destruidas por las bombas y los tanques de las topadoras. Y aún en los precarios refugios fueron también bombardeados, no existe ninguna zona segura en toda Palestina hacia dónde dirigirse.

La hambruna que padecen más de 2 millones de palestinos en el crudo invierno, bajo el frío y la lluvia, ha sido criminalmente calculada por Israel, al impedir la producción de alimentos, el normal desarrollo de la vida en Gaza por estar bajo fuego, y la destrucción de carreteras y vías para impedir la entrada de ayuda humanitaria. Quieren provocar la muerte por inanición de cientos de miles de niños y mujeres lactantes. Las enfermedades se han multiplicado en niños, mujeres y ancianos por las infrahumanas condiciones de vida.

En Palestina, 50.000 mujeres están embarazadas, 5.000 mujeres deben dar a luz en enero, ¿en qué condiciones podrán hacerlo? Se han tenido que practicar cesáreas sin anestesia, curar heridas con vinagre doméstico, realizar operaciones con la luz de los celulares. Los niños nacen prematuros y con bajo peso, las parturientas contraen infecciones por complicaciones en el parto asistidas por sus propios familiares sin poder llegar a un Hospital por estar sitiados por el ejército israelí o por falta de combustible para las ambulancias, que también son atacadas. Muchas han muerto a consecuencia de ello. ¿Qué esperanza de vida podrán tener los bebés?

El ocupante Israel ha destruido Registros Nacionales de Datos, otro cálculo aterrador junto al exterminio de familias completas, para que no quede registro alguno de ellos.

Mujeres periodistas, poetas, escritoras, artistas, médicas, deportistas, mujeres trabajadoras y amas de casa de cuatro generaciones han sido asesinadas junto a sus hijas e hijos. Yacen bajo los escombros miles de ellas.

Mujeres embarazadas que buscaban los cuerpos de sus esposos fueron asesinadas frente al Hospital de Obstetricia y Ginecología Al-Awda, cuyo director fue secuestrado por el ejército de Israel por negarse a abandonar a los pacientes.

Desde el 7 de octubre, el ejército israelí y el Servicio de Prisiones de Israel han aplicado una política de terrorismo y represión sin precedentes contra las presas palestinas. La opresión va más allá de las 7000 personas detenidas. Durante su detención e interrogatorio han sido sometidas a violencia, tortura y vejaciones, lo que ha provocado hasta la muerte de algunas de ellas.

Desde la RIAOMPI Exigimos la libertad de la parlamentaria palestina Khalida Jarrar, activista feminista de izquierdas y defensora de los derechos humanos. Exigimos la libertad de todas las prisioneras políticas, de los niños y adolescentes y todas las mujeres de Gaza y de toda Palestina Ocupada.

Exigimos el fin de la masacre y el exterminio. Exigimos el fin de la Ocupación. Exigimos el Alto al Fuego Permanente. En vista de ello, hacemos un llamamiento a todas las organizaciones feministas y mujeres del mundo a sumarse a nuestras demandas y a firmar la carta para apoyar la iniciativa de la República de Sudáfrica ante la Corte Internacional de Justicia (CIJJ, contra Israel por Genocidio, basada en la Convención para la Prevención y la Sanción del Delito de Genocidio cuya demanda comenzó en La Haya este 11 de enero de 2024

Y decimos alto y claro:

¡ALTO AL FUEGO PERMANENTE AHORA!

¡NO A LA OCUPACIÓN!

¡NO AL GENOCIDIO DE ISRAEL EN PALESTINA!

Fuente:
Claridadpuertorico

TV / Vídeo / Radio

Búsqueda temática

Buscar